La importancia de los intraemprendedores en las empresas

En los últimos años ha surgido con fuerza la figura del intraemprendedor, entendida como aquella persona que dentro de una organización lleva adelante diversos proyectos y procesos de innovación. Pero, ¿de qué se trata el proceso de intraemprendimiento y cuál es su real impacto dentro de una empresa?

Las más potentes innovaciones de las grandes empresas no surgen de manera espontánea ni son producto del azar. Son producto de un metódico trabajo, que tiene metas y objetivos claros dentro de las respectivas organizaciones, que tienen considerado procesos específicos para promover nuevas ideas y escalarlos hacia proyectos innovadores. En este contexto, es que el intraemprendimiento juega un papel vital, en especial en las empresas que se dedican al desarrollo de nuevos productos de manera constante.

Pero, ¿qué se entiende por intraemprendimiento? Hay un meridiano consenso en el ambiente empresarial y emprendedor que este concepto se asocia a aquellos emprendedores que están presentes al interior de las organizaciones. Se trata de colaboradores que destacan entre sus pares por ser innovadores y tener especiales habilidades para identificar nuevas oportunidades de negocios que aporten valor a la compañía. Se trata de un concepto relativamente nuevo, acuñado por primera vez a fines de los 70′ y masificado a mediados de los 80′, que supone abordar un proceso de innovación dentro de una compañía, que contempla tomar decisiones y asumir riesgos que están más cercanas a la lógica de un emprendimiento.

El problema, explica Javier Salcedo gerente general del Club de Innovación, es que no todas las empresas tienen espacio para que estos intraemprendedores puedan exponer sus ideas, proyectos o descubrimiento de mejoras. El experto señala a Innovación.cl que la promoción del intraemprendimiento va a depender de la estructura y foco que tenga la compañía. “En un extremo está Google, que ofrece un 20% del horario laboral a labores relacionadas con el intraemprendimiento y para que sus trabajadores desarrollen proyectos propios. Y en la otra punta están aquellas que se conforman con que la gente haga lo que está mandatada a realizar, sin importarle las propuestas de mejora que puedan emanar del trabajador intraemprendedor. Entre ellos, hay un mundo de matices, donde hay todo tipo de empresas”, señala.

Pero, ¿cuál es la real utilidad de contar con una persona que tenga capacidades de emprender y desarrollar proyectos dentro de una compañía? A juicio de Salcedo, la gran ventaja consiste en la posibilidad de mantener dentro de la empresa a estos talentos, que constituyen un importante capital humano, que es capaz de proveer soluciones y mejoras sin tener que conseguir esas respuestas afuera. “Si el intraemprendedor ve que sus propuestas no tienen cabida, probablemente se va a ir. Y se trata de una persona inquieta, con ideas y que busca constantes soluciones a los problemas que detecta. Son personas con hambre de crear cosas nuevas. Por eso, conservar ese capital humano es muy importante, de tal manera de reconocer el valor del emprendimiento y no dejar que se vaya”.

Empresas más flexibles y veloces
A juicio de Tadashi Takaoka, creador de Supermanket, que participó en la creación del libro “INNPRACTICE GUIDELINE, nuestros avances en emprendimiento”, que reúne las experiencias de intraemprendimiento de destacadas compañías, una de las mayores ventajas de incorporar la participación de emprendedores internos, radica en lograr mayor velocidad y flexibilidad. “Velocidad porque el crecimiento del negocio se dificulta cuando ya se ha capturado un mercado y se está maduro. Entonces contar con emprendedores que generen nuevos negocios permite dar velocidad al crecimiento. Y flexibilidad porque la espalda de la empresa es muy grande como para desviar la mirada hacia otros mercados con la suficiente agilidad. Y en este contexto, los emprendedores permiten meterse e investigar nuevas oportunidades que el negocio tradicional pasa por alto”, explica.

Ejemplo de lo descrito recientemente es el trabajo que realiza la filial chilena de 3M, que entiende a la perfección esta necesidad. Por eso que, históricamente ha promovido el intraemprendimiento, a través de diversos programas. Su gerente de Desarrollo, Ari Bermann, revela a Innovacion.cl que no obstante contar con el Programa de Intraemprendedores, a lo largo de los años, en Chile y el extranjero, 3M ha tenido gran cantidad de intraemprendedores que aportaron con ideas y proyectos, que después se plasmaron en nuevos productos, como el primer botiquín 3M desarrollado por 3M Chile. “Nuestra gente está creando todo el tiempo, porque parte de las obligaciones es crear nuevos productos. A la gente se le mide por su capacidad para crearlos”, explica.

A su vez, Salcedo explica que toda organización que quiera motivar a sus trabajadores a que desarrollen labores de intraemprendimiento, tiene que considerar los siguientes cuatro lineamientos:

- Autonomía. Para que los empleadores se entusiasmen y propongan proyectos novedosos, se requiere tiempo e independencia. De ahí que las empresas que impulsan el emprendimiento tengan entre sus políticas, dar tiempo libre y oficinas para trabajar. En Telefónica Chile cuentan con dos proyectos de emprendimiento: Wayra, a nivel global, y Movistar Innova, más local. En ambos casos se les permite destinar parte de las horas de trabajo al proyecto. A los graduados de una convocatoria de Movistar Innova se les permite acceder a cuatro horas de libre disposición por semana y disponer, en caso de solicitar tres días de vacaciones, a dos días libres extra.

- Contar con un Patrocinante. Complementario a las estructuras de compensación, que debe estar presente en una empresa para fomentar el intraemprendimiento, adquiere mucha importancia la existencia de un patrocinante, es decir, un alto director o gerente que motive a dicho emprendedor corporativo.

- Sueldo fijo en desmedro del variable: Los entendidos dicen que según el país de procedencia y de la empresa, los empleados difieren en la estabilidad del salario y compensaciones variables, pero que en nuestro país, hay predilección por la conservación de un salario estable que de seguridad a los intraemprendedores.

- Dueños del proyecto. Uno de los mayores incentivos de los intraemprendedores es el controlar el proyecto. Para los trabajadores es vital participar del negocio que apoyaron, sentir que le pertenece. Esto puede ir acompañado de la participación en acciones. Todo permite que el empleado se sienta comprometido con la empresa.

De todos modos, Salcedo explica que el incentivo monetario a los intraemprendedores no es lo más recomendable, puesto que pone el foco en la recompensa económica más que en el desarrollo de proyectos e ideas. “Más bien se tiende a reconocer a los emprendedores mediante capacitaciones, además de estar considerados en los primeros lugares en las listas de ascensos y promociones”, revela el gerente general del Club de Innovación.

Entendiendo que toda persona que desarrolle un trabajo de emprendimiento interno realiza dicha labor dentro de un sistema más amplio, los expertos coinciden en que esta persona podrá desarrollar su labor en la medida que exista una comunidad que entienda y apoye esa función. “Si este intraemprendedor detecta una mejora para un área determinada, lo más probable es que afecte y altere el proceso de otra área que compone la compañía. Por eso, es importante que haya una cultura organizacional que sustente este tipo de trabajos y que no sean iniciativas particulares en las que el resto no se involucre. “Para que esta labor surta efecto, las compañías deben promover que el resto de la misma conozca de qué se tratan los proyectos que se llevan a cabo y también generar instancias en que promuevan que otras personas puedan incorporarse al selecto grupo de los intraemprendedores”, asegura Javier Salcedo.

¿Cómo reconocer a un intraemprendedor?
Son críticos constructivos. Se trata de personas que cuestionan el orden establecido, inconformistas por naturaleza, que suelen expresarse en positivo; dudan sobre el beneficio del “status quo” en vigor y se plantean por qué no se enfoca la realidad organizativa de una forma diferente.

- Apetito por la innovación. Son promotores innatos de ideas porque son personas ocurrentes, creativas, cuya imaginación proyecta ideas diferentes, no implantadas y no desarrolladas hasta ahora. Se transforman así en generadores de alternativas de forma natural.

- Ven el fracaso como oportunidad de aprendizaje. No les intimida el fracaso. Su estigma positivo viene dado por entender que el fracaso es simplemente una experiencia más sobre la que seguir fundamentando su proceso de aprendizaje. Su velocidad de “recuperación” ante un fracaso es su elemento diferenciador frente al resto.

- Tienen una visión a medio-largo plazo. Aunque puedan tener un objetivo a corto plazo como la mayoría de empleados, nunca perderá de vista si lo que hace contribuye de algún modo en el largo plazo. Necesitan marcar un horizonte lejano para dar sentido a su actividad a corto plazo.

- Alta predisposición al aprendizaje. Siempre están dispuestos a enriquecer su bagaje de conocimientos. Son personas que la mochila en la que almacenan sus conocimientos no tiene fondo. Incorporan toda forma de enriquecer su know-how.

- Persistencia en su orientación a resultados. Para ellos no se trata solamente de estar orientados a resultados. El rasgo diferencial es su persistencia y constancia hacia la consecución de sus targets, no desisten en la consecución de su objetivo porque creen en él.

- Intra-lídres. No requieren de una supervisión cercana y huyen del “micromanagement”. Son líderes de sí mismos y potenciales referentes organizativos por la totalidad de sus rasgos, además de ser autosuficientes en la manera en que se gestionan y administran su tiempo.

- Proactividad como “leit motiv”. Su lema es ocuparse en lugar de preocuparse, por lo que siempre les encontraremos haciendo algo, ocupados en todo tipo de actividades, indoor y outdoor, no se permiten la licencia de “perder el tiempo”. Su proactividad es dirigida y está conectada con todos los rasgos anteriores.

Fuente: http://www.innovacion.gob.cl/reportaje/la-importancia-de-los-intraemprendedores-en-las-empresas/

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 308 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: