Inversión en innovación, la tarea pendiente de las grandes empresas

La investigación “Radiografía de la innovación en grandes empresas Chile 2013” reveló que el promedio de la inversión en innovación de 50 mayores firmas que operan en el país representa sólo el 2% de sus ingresos totales (ventas). Y la mitad de ellas solo destina 1% de su presupuesto en investigación, desarrollo e innovación.

La innovación es un proceso clave para el desarrollo económico porque permite aumentar la competitividad y el crecimiento de los países al crear negocios basados en productos, servicios e insumos que aprovechen las ventajas competitivas, agregando cada vez mayor valor. Pese a ello, las grandes empresas en Chile no están muy comprometidas con seguir dicho camino.

Así lo revela el estudio “Radiografía de la innovación en grandes empresas Chile 2013”, realizado por el ESE Business School de la Universidad de los Andes, donde precisa que el promedio de la inversión en innovación de 50 grandes compañías que operan en Chile -que en conjunto alcanzan US$ 50.000 millones en ingresos, suman 64.000 empleados y provienen de 18 industrias distintas- representa sólo el 2% de sus ingresos totales (ventas).

Dicho resultado no es tan lejano del promedio de la OCDE (que es del 2,5%), pero las alarmas se encienden ya que “la mitad de las empresas analizadas invierta menos de 1% -de sus ingresos totales- en investigación, desarrollo e innovación”, según explican los autores del reporte, Patricio Cortés e Iván Díaz-Molina, en declaraciones que publica el diario La Tercera.

Para la realización de este trabajo, el ESE Business School recopiló información durante el periodo 2010 – 2012 para 50 grandes empresas, que incluyo entrevistas en profundidad a los ejecutivos principales de cada compañía, encuestas electrónicas a un grupo significativo de trabajadores y la revisión de información sobre la industria en que participan, datos sobre el nivel de ventas anual que registra la compañía, número de trabajadores formalmente empleados, así como también, características demográficas de quienes contestaron dicha encuesta.

En total, se encuestó a un total de 7.965 personas de las 50 empresas antes mencionadas, abarcando como mínimo el 10% de la cada organización con, al menos, las dos áreas funcionales principales y considerando no menos de tres capas de reportes (su esivos o no) sin incluir al gerente general. Adicionalmente, a los ejecutivos claves de cada empresa, se le realizó una entrevista en profundidad, de manera de principalmente verificar los resultados a la encuesta del personal, obtener ejemplos concretos de innovación y corroborar la consistencia entre la visión de la alta gerencia y de los empleados.

Según precisan Cortés y Díaz-Molina a La Tercera, “en general, todas las empresas están en un nivel muy bajo y sólo tres se encuentran a la vanguardia e invierten mucho en innovación, por lo que el promedio de 2% está artificialmente elevado”. Asimismo, advierten que el hecho de que la mitad de las empresas invierta casi nada está afectando la expansión del país. “La cifra es preocupante, porque están en juego la tasa de crecimiento del PIB y la transición de Chile para llegar a ser un país desarrollado; si el número se mantiene bajo, nos demoraremos más en alcanzar el desarrollo”, manifiestan. A su juicio, Chile ya agotó las ganancias de eficiencia y requiere incorporar innovación en sus grandes compañías.

La investigación precisa que las empresas en su conjunto muestran el perfil típico de empresas que están en pleno proceso de implementación de la innovación, es decir, fuertes en Liderazgo interno (50% de las empresas sobrepasan el umbral mínimo), seguido por un reconocimiento de la innovación en la formulación estratégica de la empresa (32%) y con un incipiente desarrollo en RR.HH. (14%) y Estructura Organizacional (8%).

Con respecto a la gestión de activos clave, el estudio recomienda incentivar el uso de nuevas tecnologías ya que sólo el 14% de las empresas lo hace de manera satisfactoria. La mitad de las empresas utilizan la relación con sus clientes y proveedores de manera eficiente para desarrollar la innovación. Un gran desafío es la Gestión del Conocimiento, ya que sólo el 2% de las empresas gestiona su conocimiento de manera satisfactoria. Aquí también se observa una dispersión muy grande de resultados. Por otra parte, el 25% de las empresas evaluadas tienen desarrollado un proceso específico de innovación, lo que es consistente con las mediciones anteriores, particularmente de las componentes del ecosistema.

La medición del valor generado por la innovación continúa siendo un gran desafío. Se observa una enorme dispersión en los resultados reportados, poniendo en evidencia la necesidad de continuar trabajando a fin de mejorar estos indicadores. También se observa que el 74% de las empresas estudiadas tienen una actitud “oportunista” con respecto a la innovación, es decir es reactiva a buenas oportunidades identificadas. Sólo el 10% de las empresas cuenta con un responsable dedicado y con recursos asignados. Un 30% de las empresas están tomando las acciones adecuadas para desarrollar un ecosistema de innovación y sus procesos formales.

Las principales conclusiones de la investigación son:

1. Baja inversión en innovación: El promedio de inversión en I+D+i de las empresas analizadas representa el 2,0% de los ingresos totales, sin embargo preocupa, que la mitad de ellas invierten menos del 1,0%.

2. Gran dispersión entre sectores económicos: La dispersión en inversión es muy amplia, entre 0,5% para Consumo Masivo y 6,5% para el Sector Financiero (expresado como I+D+i/Ingresos).

3. Sorprende la falta de responsables y presupuestos para innovar: Aún cuando las empresas en su conjunto muestran el perfil típico de empresas que están en pleno proceso de implementación de la innovación, el 86% de ellas muestran un déficit en definir responsables y presupuestos explícitos para la innovación.

4. El 98% de las compañías no realiza Gestión del Conocimiento: Esto es un gran desafío para Chile ya que un escaso 2% de las empresas gestiona su conocimiento de manera satisfactoria como parte de sus activos clave para generar la innovación.

5. Sólo el 16% de las empresas presentan un desarrollo adecuado de sus procesos de innovación. Sin embargo, un 80% adicional muestra distintos niveles de avance en la implementación de estos procesos.

6. Sólo el 5% del EBITDA de las compañías provienen de nuevos productos y servicios. Sin embargo, las empresas carecen de mecanismos para identificar aquellos productos y servicios nuevos que provienen de la innovación. Se observa una enorme dispersión en los resultados reportados, poniendo en evidencia la necesidad de continuar trabajando a fin de mejorar estos indicadores.

7. Aún cuando la compañía ha identificado la gran presión del mercado por innovar, esto no se ha transformado en una de las prioridades de la alta gerencia. El 74% de las compañías son consideradas “seguidoras”, es decir, la alta gerencia no ha dado una respuesta adecuada a las exigencias del mercado.

Fuente: http://www.innovacion.cl/reportaje/inversion-en-innovacion-la-tarea-pendiente-de-las-grandes-empresas/

One Response to Inversión en innovación, la tarea pendiente de las grandes empresas

  1. La innovación y las ideas creativas son validas para lograr desarrollo y fortalecimiento empresarial.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: