¿Cómo favorecer la innovación dentro de la empresa?

Asumiendo que hacer innovación dentro de las empresas no es una tarea fácil y que, muchas veces, debe superar resquemores al cambio, en Chile existen casos de compañías que han venido desarrollando importantes cambios y progresos en un marco donde la innovación es aceptada y tomada como parte natural de los procesos internos. Pero claro, falta mucho para que sean la regla y no la excepción.

Aunque no hay una receta mágica para crear climas propicios en las empresas, sí existen ciertos consensos en cuanto al camino a desarrollar para que los necesarios cambios se lleven a cabo sin mayores sobresaltos y con la activa participación de las personas a quienes las innovaciones impactarán. El denominador común en estos ambientes favorables suele relacionarse con estar abiertos a oír nuevas ideas, la aceptación de múltiples puntos de vista frente a una misma realidad, fomentar un ambiente de comunicación y colaboración, además de la necesaria valoración por la innovación.

Tadashi Takaoka, Gerente General Club de Innovación UAI/INNSPIRAL, piensa que atrás va quedando el modelo que pensaba a la innovación como algo ligado a generar ambientes creativos desde donde salieran ideas, para dar paso a otro, en el que la participación de las personas en los procesos creativos ha ido adquiriendo estructuras más formales, con reglas y procedimientos, de modo de involucrar a la estructura organizacional en la innovación. Explica Takaoka que la tendencia actual, para promover ambientes innovadores en el mundo empresarial, supone el desarrollo de grupos de trabajadores, con características favorables al intraemprendimiento, quienes se encargan de liderar proyectos y son capaces de desarrollar nuevos negocios, proponer objetivos a corto y mediano plazo en sus trabajos específicos. “La idea es que estos equipos puedan trabajar de manera más autoorganizada, no sólo aportando con ideas. Deben tener la capacidad de ejecutar las propuestas ya recogidas, en una labor que va más allá de sólo proponer en qué debiera mejorar la compañía”, asegura el también académico. Explica que empresas del rubro de las telecomunicaciones, que por su naturaleza, desarrollan innovación, como Entel oMovistar, tienen equipos muy específicos dedicados a desarrollar proyectos innovadores específicos.

Tipos de liderazgo

Precisa Takaoka que existen dos maneras de liderar equipos y llevar adelante la innovación por parte de las planas ejecutivas: el liderazgo tradicional, basado en la recompensa económica por el trabajo realizado y la horizontal, donde los jefes se dan el trabajo de convencer a las personas sobre la importancia del trabajo innovador y las positivas consecuencias e impactos positivos que tendrá en la organización y en el público destinatario de los servicios de la empresa. “Claramente, este último camino es el que se recomienda y el que favorece que las personas dentro de las compañías sientan a la innovación como algo que les pertenece y que les va a generar beneficios también”, explica.

A su vez, Felipe Jara, director Ejecutivo de iCubo, UDD, piensa que aunque parece lejana la posibilidad que nuestra empresas asimilen el modelo de Google, donde existen espacios para conversar con otros empleados y todos disponen de un 20% de su tiempo para trabajar en proyectos distintos a sus funciones, advierte que, paulatinamente, se está dando el fenómeno de otorgar un determinado número de horas a la semana para desarrollar tareas paralelas al trabajo diario o que se fomente la aparición de salas de creatividad, como es el caso de Chilquinta.

El experto señala que, para que se dé la necesaria atmósfera de la innovación, es fundamental entender que ésta requiere tener ideas novedosas y saber ejecutarlas e implementarlas. “Donde las empresas se juegan realmente su rol en la innovación es en saber implementar las buenas ideas y sacarle el valor buscado. Esto requiere mucha aplicación, disciplina, metodología, compromisos, capacidad de influir, liderazgo, y por supuesto, recursos”, explica Jara.

Otros ejemplos

Durante el lanzamiento del libro “INNPRACTICE GUIDELINE” en enero, que reunió la experiencia de varias empresas que compartieron sus innovaciones, Jean Paul Zalaquett, gerente de Innovación y Sostenibilidad en Chilectra, manifestó que su compañía considera la presencia de intraemprendedores a los que se les asignan proyectos a desarrollar, de tal manera que conformen una verdadera red de líderes de innovación dentro de la empresa. El ejecutivo explica que un gran desafío en pos de favorecer una atmósfera de intraemprendimiento innovador, fue generar los espacios y ambientes para que interactuaran, dado que, muchas veces, desarrollan sus labores habituales en distintos pisos, incluso sin tener la oportunidad de conocerse. “Teníamos el desafío de desarrollar esfuerzos virtuales para que ellos tuvieran la posibilidad de interactuar de manera más coordinada. La idea es que la persona que enfrenta un problema de emprendimiento innovador, sepa que en otro piso, probablemente haya otra que haya pasado por una experiencia similar, que le puede ayudar”, revela Zalaquett.

A su vez, el camino recorrido por Endesa, también considera el desarrollo de proyectos innovadores a cargo de líderes con características emprendedoras, trabajo amparado en la Gerencia de I+D+i, de la que dependen las áreas de Innovación y de I+D, cada una de las cuales desarrolla sus propios trabajos y proyectos. En esta compañía tomaron el camino de abrir lentamente la puerta de la innovación, de manera que la gente la asimile de buena forma, no le choque y la sienta como algo inherente a la cultura organizacional. Por eso, acá los cambios no han sido disruptivos, lo que tiende a generar buena disposición de la gente para aceptarlos y a participar de distintas iniciativas. Entre las que destaca el Programa Captura de Ideas, que convoca los aportes que hace la gente dentro de la empresa, ideas que son evaluadas por el Comité de Innovación, que decide cuáles son más factibles de llevar a cabo. Proceso que considera la entrega de incentivos y premios a aquellas ideas que vayan ganando terreno y sean aceptadas, lo que ayuda a que el ambiente, ya favorable a las innovaciones, sea más propicio aún.

Como se ve, algunos pasos se han dado en nuestro país, dentro de un camino largo, en que faltan aún muchos otros por seguir dando. Lo bueno es que se trata de un camino sin retorno.

Fuente: http://www.innovacion.gob.cl/reportaje/como-favorecer-las-atmosferas-de-innovacion-en-la-empresa/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: