Entre la utilidad y la creatividad, ¿un dilema para las empresas?

28 de Febrero de 2011 por Emilio Zevallos

La diferencia entre tener una buena idea y reconocerla es como la que existe entre una persona  creativa y un ejecutivo. Las personas creativas con frecuencia tienen pensamientos alrededor de ideas interesantes pero de futuro incierto. De otro lado, en muchas de las empresas, lo que los directivos buscan son certezas, o al menos reducir lo más posible la incertidumbre. Entonces, ¿una persona creativa puede liderar –con éxito- un negocio?

Esto surge de un artículo titulado “Recognizing creative leadership: Can creative idea expression negatively relate to perceptions of leadership potential?” (Pueden conseguirlo aquí: http://www.management.wharton.upenn.edu/mueller/docs/Mueller_Goncalo_Kamdar-JESP_creativity-leadership.pdf). Lo que me interesa del planteamiento  es si una persona creativa tiene interés en un puesto de liderazgo, o si más bien considera que ello tendería a reducir su creatividad y a concentrarlo en el tedioso “día a día” de los negocios. En mi vida profesional he visto muchos gerentes que son capaces de identificar la creatividad en las personas, pero tal aspecto no es algo que cultivan activamente en su carrera profesional. Más bien se enfocan en la persuasión, el trabajo en equipo, el saber escuchar, etc.  Y del otro lado son contados los individuos creativos que además liderar sus negocios. Eso si, quienes cuentan con estas dos competencias son talentos de otro nivel (a cual todos deberíamos aspirar).

Al mismo tiempo, y desde hace no mucho tiempo se a difundido una corriente alrededor de la “inacción” de las grandes empresas y como son las pequeñas empresas quienes realmente están desarrollando las innovaciones que llegan al mercado, y que las grandes luego adquieren bajo diversas modalidades. Y es que la I&D en las empresas es cara y la competencia es tan grande que probablemente es mejor reducirla e invertir un poco mas en esta “búsqueda de innovaciones” y luego en el mercadeo de las mismas.

De lo anterior la importancia de construir buenos equipos. Un liderazgo que se rodee de personas (más) talentosas, puede generar -con los incentivos adecuados- que ellos le ayuden a construir y desarrollar su empresa.

watch?v=LmnUYTEuRZg

Fuente:  http://www.elfinancierocr.com/blog/pymescopio/?p=399

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: